Piñas rosadas, tomate anti-cáncer, papas fritas más saludables… Los nuevos transgénicos hechos para ti

Desde beneficios para la salud hasta un mejor sabor y una mayor vida útil, descubre la nueva generación de alimentos genéticamente modificados diseñados pensando en el consumidor. A continuación comentamos y te facilitamos referencias para mayor información de algunos de los principales desarrollos agro-biotecnológicos con este tipo de beneficios:

Manzanas que no se oxidan

A muchas personas no les gusta comer esta fruta con la pulpa decolorada u oxidada. Además, este problema solo en Estados Unidos genera que un 40% de las manzanas terminan descartadas en la basura en lugar de ser consumidas. Esto nunca sucede con las manzanas “Arctic”, una manzana que fue modificada mediante silenciamiento genético por una empresa familiar canadiense para evitar la oxidación. Ya salieron a la venta en los EE. UU. En noviembre de 2017, y fue aprobada en Canadá en enero de 2018.

Manzana Arctic y su par convencional 12 horas después de ser cortadas. Imagen: Arcticapples.com

[Más información: Como los cultivos transgénicos están ayudando a reducir la pérdida de alimentos]

Papas sin machucones

La papa “Innate” es menos propensa a formar machucones por golpes/transporte y no se pone negra tras ser cortada. Además, cuando se fríe u hornea produce menos acrilamida, una sustancia potencialmente cancerígena que forman las papas y otros alimentos con almidón bajo altas temperaturas. Suma beneficios para los agricultores, cadena de transporte y venta, y para los consumidores.

Papa Innate y su par convencional 10 horas después de ser cortadas. Imagen: Biofortified.org

Esta papa ya fue aprobada para comercialización en 2015 en Estados Unidos (donde ya se vende) y en 2016 en Canadá. Una segunda generación de la papa que suma resistencia al problemático hongo del tizón tardío, tolerancia a temperaturas más bajas durante el almacenamiento y reduce la formación de acrilamida hasta un 90% ya obtuvo la aprobación del Departamento de Agricultura (USDA) en Estados Unidos en 2016.

[Más información: Como los cultivos transgénicos están ayudando a reducir la pérdida de alimentos | Super-papa genéticamente modificada con ventajas para el agricultor, la salud y el medio ambiente]

Trigo bajo en gluten apto para celiacos

Las personas con enfermedad celíaca pronto podrían tener su pastel y pan de trigo… y comérselo sin problemas. Al menos dos grupos de investigadores en el mundo (uno en España y otros en Estados Unidos) están editando los genes de las proteínas del gluten que dañan los intestinos de las personas con este trastorno digestivo. El grupo español (del sector público) ya ha logrado resultados exitosos con trigo GM bajo en gluten y calidad harino-panadera igual a la harina y pan convencional, además de ser seguro para consumo. Este trigo GM ya está siendo sometido a ensayos clínicos.

De izquierda a derecha: Panes (y rebanadas) de harina de trigo convencional; pan de trigo modificado bajo en gliadinas; pan de harina de arroz. Imagen: Barro et al, 2014.

[Más información: Trigo genéticamente modificado sin gluten apto para pacientes celíacosDesarrollan trigo sin gluten editado genéticamente apto para pacientes celiacos]

Piñas rosadas protectoras contra el cáncer

Tienen este color porque fueron genéticamente modificadas (ajustando genes de la misma piña e insertando un gen del naranjo dulce) para acumular más licopeno, el pigmento que hace que los tomates se vuelvan rojos, en lugar de convertirlo en betacaroteno amarillo como lo hacen las piñas normales. Fue desarrollada por la empresa Del Monte en Costa Rica, y Estados Unidos dio luz verde a esta variedad para ser consumida en diciembre de 2016, pero aún no se ha importado ni está a la venta.

Imagen: New Scientist

Diversas investigaciones apuntan a que el licopeno tiene varios beneficios para la salud, especialmente protección contra ciertos tipos de cáncer. También se dice que las piñas rosadas son más dulces y le dan un giro interesante a la famosa piña colada.

[Más informaciónLos cultivos transgénicos y su aporte a una dieta más saludableFDA aprueba piña transgénica rosada alta en licopeno (anti-cancerígeno) como segura para consumo]

Canola con omega-3 y baja en grasas saturadas

Estas semillas genéticamente modificadas de canola son ricas en beneficiosos aceites de cadena larga DHA y EPA, o conocidos como omega-3. El plan es comercializarlo primero como alimento para peces y luego para consumo humano. El año pasado, 1200 hectáreas fueron cultivadas y cosechadas en los Estados Unidos, y Australia aprobó el consumo de canola alta en omega-3 en febrero de 2018. También se han desarrollado variedades GM de soya y camelina sativa fortificadas en omega-3, cultivos que pueden mejorar la dieta humana con aceites y productos fortificados, y además, reducir la presión sobre los océanos para obtener aceite desde pescado.

Además, el aceite de canola convencional contiene alrededor de un 7% de grasas saturadas, las cuales están relacionadas a la aparición de ciertas enfermedades y un aumento del colesterol malo. En este contexto, la empresa Calyxt desarrolló una variedad de canola editada genéticamente que tiene la mitad de tal cantidad.

[Más información: Los cultivos transgénicos y su aporte a una dieta más saludable | Canola transgénica alta en omega-3 podría llegar al mercado de Australia, Canadá y Estados Unidos en 2018]

Pan con alto contenido de fibra

La agencia estatal australiana CSIRO está desarrollando un trigo GM con un gen proveniente de la cebada para aumentar la cantidad del beta-glucano (una fibra soluble) del trigo y hacer su estructura similar al beta-glucano de la cebada y la avena, que es mucho más soluble. Esta mayor solubilidad le otorgaría las propiedades reductoras del colesterol propias de la avena y la cebada y carentes en el trigo tradicional. Por otro lado, la empresa Calyxt en Estados Unidos esta desarrollado trigo editado genéticamente alto en fibra (una sola porción de alimentos con harina de este trigo entregan la dosis necesaria de fibra al día).

[Más informaciónLos cultivos transgénicos y su aporte a una dieta más saludable | Desarrollan trigo con 10 veces más fibra: Protege contra el cáncer y diabetes]

Naranjas y manzanas altas en antioxidantes

Las naranjas sanguinas se consideran beneficiosas porque son ricas en antioxidantes llamados antocianinas, sin embargo, solo se vuelven rojas y acumulan estos pigmentos saludables si experimentan noches frías mientras crecen (lo cual ocurre en regiones de España o Italia). Para poder producir naranjas sanguinas en zonas de clima tropical (o en realidad bajo cualquier clima), hay al menos dos grupos (en Estados Unidos y en Inglaterra) desarrollando variedades GM altas en antocianinas utilizando genes de uvas y otros cítricos.

Limas mexicanas modificadas (A y B) y una lima mexicana control no modificada (C). Imagen: Universidad de Florida

En el caso de las manzanas, científicos de Nueva Zelanda han sobre-expresado genes del mismo fruto en una variedad comercial de buen sabor (royal gala). La modificación genética fue exitosa logrando aumentar los niveles de antioxidantes de manera eficiente y sin atributos negativos en el sabor; además produjo una pulpa de color rojizo y hubo un aumento en el nivel de pro-vitamina A.

Manzana GM alta en antocianinas modificadas por el grupo de investigación en Nueva Zelanda. Imagen: ScienceMediaCentre

[Más información:  Los cultivos transgénicos y su aporte a una dieta más saludable | Desarrollan cítricos genéticamente modificados altos en antocianinas saludables]

Plátanos, maíz y sorgo biofortificado

El plátano es un alimento básico en varios países africanos, un continente donde aún existe una alta deficiencia de vitamina A (DVA) en la dieta, lo cual conduce a la ceguera y un sistema inmune débil (con 2 millones de muertes anuales y más de 500 mil niños ciegos globalmente). Para combatir esta situación, científicos australianos y ugandeses han desarrollados variedades de plátano transgénico (con genes de otras variedades de plátanos) que producen una mayor cantidad de provitamina A, y también trabajan en aumentar los niveles de hierro. Se están cultivando campos experimentales en Uganda y podría aprobarse y estar consumiéndose en 2021. Será un cultivo libre de patente que los agricultores podrán compartir con todos sus vecinos.

Plátanos GM fortificados en pro-Vitamina A (arriba) y plátano convencional (abajo). Imagen: Universidad de Tecnología de Queensland

Otros cultivos GM biofortificados y dirigidos al continente africano son el “maíz multinutrient” (un maíz africano GM con 169 veces más pro-vitamina A, 6 veces más vitamina C y el doble de vitamina B9) desarrollado por una universidad española, y un sorgo GM desarrollado por un consorcio público-privado internacional. Esta alianza público-privada ha logrado aumentar el nivel de betacaroteno, hierro, zinc y aminoácidos esenciales del sorgo, y ya se han llevado a cabo ensayos de campo e invernadero en Estados Unidos y África. Estos cultivos aún se encuentran en etapa experimental.

Maíz convencional (arriba) y maíz GM fortificado en pro-Vitamina A, vitamina C y folato. Imagen: Universidad de Lérida.

[Más informaciónComo los cultivos transgénicos pueden aportar a la lucha contra la desnutrición | Plátano transgénico “dorado” puede combatir la deficiencia de vitamina A en niños de ÁfricaUganda lista para aprobar plátano transgénico alto en pro-vitamina A que evita la ceguera infantil Maíz transgénico desarrollado en España podría salvar millones de vidas en ÁfricaEl sorgo transgénico fortificado que puede combatir la ceguera en África]

Tomate morado anti cáncer

Investigadores británicos desarrollaron el “tomate morado”, un tomate GM con mayores niveles de antocianinas tras insertar dos genes de la planta boca de dragón. Su inclusión en la dieta de ratones propensos al cáncer extendió la esperanza de vida en un 30%, y el aumento de la capacidad antioxidante de la fruta ralentizó el proceso de sobre-maduración, abriendo una nueva estrategia para ampliar la vida útil. Actualmente una empresa canadiense está cultivando estos tomates en 500 hectáreas para producción de jugo de tomate morado, aunque el cultivo aún no se ha aprobado para siembra o consumo en ningún país.

Tomate “morado” alto en antocianinas (debido a modificación genética) al lado de un tomate convencional. Imagen: Telegraph.co.uk

[Más información:  Los cultivos transgénicos y su aporte a una dieta más saludable| Cómo el tomate perdió su sabor, y la forma en que la biotecnología podría devolverlo]

Alimentos hipoalergénicos

Esto se ha logrado principalmente mediante la tecnología de ARN de interferencia y en los últimos años con edición genética mediante CRISPR, con el objetivo de eliminar los genes de las proteínas alergénicas.  De esta forma se ha logrado eliminar los principales alérgenos naturales de cultivos como la soya y el maní (este último es responsable de 15 mil pacientes en emergencias y 100 muertes anuales aproximadamente solo en Estados Unidos). También se ha logrado eliminar alérgenos de la zanahoria, la manzana, el tomate, la leche (se logró en Nueva Zelanda modificando el genoma de la vaca) e incluso, se ha logrado suprimir los alérgenos del césped causantes de la molesta “fiebre del heno”.

La vaca bi-transgénica rosita ISA, modificada por científicos del sector público argentino para producir leche humana, y trabajan en el desarrollo de nuevos bovinos que produzcan leche sin las proteínas causantes de alergias en un porcentaje de la población. Imagen: INTA-Argentina

La ingeniería genética también permite producir alimentos que inmunizan contra ciertas alergias, como es el caso de una variedad de arroz GM desarrollado en Japón, el cual demostró tolerancia contra la alergia al polen del cedro en macacos. El mismo grupo de investigación desarrolló también un arroz GM que inmuniza contra la alergia el polen del ciprés, y otra variedad de arroz GM que ayuda a controlar el asma bronquial.

[Más información¿Producen alergias los cultivos transgénicos?Cultivos transgénicos que pueden eliminar alergias e intolerancias alimentariasConoce a la científica que desarrolla un maní genéticamente modificado que evita alergias mortales]

Arroz dorado

Quizás el más conocido de los cultivos transgénicos biofortificados, este arroz fue modificado para contener mayor pro-vitamina A y ha estado en desarrollo durante casi 2 décadas (con oposición de activistas y ONGs), sin embargo, aún no ha llegado al mercado. Al igual que el plátano biofortificado, es libre de patente y su objetivo es reducir la deficiencia de vitamina A, pero enfocado en países asiáticos donde gran parte de la dieta de la población depende de este alimento.

Recibió un gran impulso en 2016 con una carta abierta de más de 130 premios nobel apoyando su potencial y condenando la oposición de Greenpeace, junto a otro nuevo impulso durante 2018 con las aprobaciones de consumo en Australia, Nueva Zelanda, Canadá y Estados Unidos, que lo declararon seguro para los humanos, lo cual significa que no habría problemas regulatorios si esos países importasen alimentos que contengan arroz dorado. Filipinas y Bangladesh están desarrollando arroz dorado adaptado a sus climas, y junto a China son los países más probables en aprobar su siembra comercial hacia 2020.

Arroz dorado junto a arroz convencional. Imagen: Alliance for Science

Otro grupos científicos siguen trabajando en fortificar el arroz en otros nutrientes, como un arroz GM fortificado en betacaroteno, hierro y zinc para combatir la desnutrición en Suiza (dirigido por el mismo co-inventor del arroz dorado) y arroz GM alto en hierro y zinc desarrollado por un consorcio internacional público-estatal.

[Más información:  Como los cultivos transgénicos pueden aportar a la lucha contra la desnutrición | Arroz Dorado: ¿Por qué? ¿Dónde? ¿Cómo? Más de 100 Premios Nobel llaman a Greenpeace a terminar su oposición a los transgénicos y al arroz doradoEstados Unidos aprueba el consumo de arroz dorado, transgénico biofortificado en pro-vitamina ALos costos de la no comercialización del arroz dorado obtenido por biotecnología]