Chilebio Noticias

El sorgo transgénico fortificado que puede combatir la ceguera en África

Más de medio millón de niños en todo el mundo se quedan ciegos cada año debido a la falta de vitamina A. Según la Organización Mundial de la Salud, esta problemática, además de ser la principal causa de ceguera prevenible en niños, aumenta el riesgo de enfermedades y muertes por infecciones graves. Es un problema de salud pública en más de la mitad de las naciones del mundo, especialmente en África y el Sudeste Asiático. Esta deficiencia afecta más a niños pequeños y a mujeres embarazadas de los países de bajos ingresos; por esto, científicos africanos están trabajando en el desarrollo de un sorgo que podría hacer frente a la ceguera.

En Kenia, investigadores están abordando este problema desarrollando el sorgo biofortificado, un cultivo básico que ha sido modificado genéticamente para contener niveles más altos de vitamina A. Más de 300 millones de africanos subsaharianos dependen del sorgo como su principal fuente de calorías. Sus propiedades tolerantes a la sequía y al calor hacen que sea un cultivo vital en los países propensos tener falta de agua, donde el riego no siempre es accesible

El proyecto Africa Biofortified Sorghum (ABS) es una alianza público-privada establecida para combatir la deficiencia crónica de vitamina A en niños, así como mejorar los niveles de zinc y hierro. Si obtiene la aprobación comercial, será el primer sorgo transgénico en el mercado. Al igual que el arroz dorado, este sorgo es un prometedor desarrollo para garantizar la seguridad alimentaria y salvar millones de vidas humanas.

En términos de tonelaje, el sorgo es el segundo cereal más importante de África y, debido a que su origen es en esta región, los africanos saben perfectamente cómo plantarlo, cocinarlo y comerlo. El Dr. Titus Magomere, profesor de biotecnología de Kenyatta University, uno de los 70 científicos involucrados en el proyecto ABS dice que es el cultivo en el que se deben enfocar los esfuerzos científicos de África “Con el trabajo que estoy haciendo con el sorgo biofortificado, no estamos tratando de cambiar la forma en que viven las personas, estamos simplemente mejorando los nutrientes disponibles en lo que ya tienen“, dijo.

El Dr. Magomere y su equipo ya han aumentado la Vitamina A disponible en plantas de prueba de sorgo. “Este es el primer paso. El segundo paso ha sido aumentar la disponibilidad de hierro y zinc; y, esto se ha hecho mediante la reducción de los niveles de una proteína que se une a hierro y zinc en las plantas. Cuando el producto esté listo y disponible para los agricultores locales, reducirá significativamente las deficiencias nutricionales de la población”.

¿Qué piensan los agricultores sobre el sorgo transgénico?

Agricultores como Dorothy Warubua de Kenia esperan que estos avances científicos pasen del laboratorio a los campos y ellos puedan disfrutarlos. “Cuando yo era joven mucha gente cultivaba sorgo, pero luego se motivó a los agricultores a que sembraran otros cultivos y abandonaban el sorgo”, cuenta.

Al principio se invitaba a los agricultores a sembrar maíz, pero después de una serie de malas cosechas, el Ministerio de Agricultura de Kenia apoyó la reintroducción del sorgo en los campos. “El sorgo necesita muy poca lluvia. Si usted planta el sorgo y el maíz al mismo tiempo, el sorgo con seguridad tendrá éxito pero el maíz puede que no lo haga. Por eso es que preferimos el sorgo“, afirma Warubua.

Una cosecha confiable también significa una fuente más segura de nutrición e ingresos para los agricultores y sus familias. “Las personas no lo tienen muy claro, pero tienes que tener un granjero que vaya todos los días a cosechar para que la gente tenga que comer“, enfatiza Warubua.

Con personas que se dediquen a trabajar en plantas como Warubua cultivando alimentos para su comunidad y Magomere mejorando los micronutrientes en los cultivos básicos, las deficiencias nutricionales crónicas que acechan a millones de niños africanos pueden comenzar a ser tratadas.

Compartir
Artículos relacionados
Cereales fijadores de nitrógeno, la última apuesta de la biotecnología agrícola
Filipinas será el primer país en cultivar arroz dorado
Identifican genes que le confieren a los tomates tolerancia a las sequías

Comments are closed.