Chilebio Noticias

La supuesta oposición de los europeos a los transgénicos sería exagerada, afirma nueva encuesta

europeos transgénicos

A pesar de la percepción general de oposición a los alimentos transgénicos en Europa, nuevos sondeos muestran que a los consumidores del viejo mundo les interesa cada vez menos este tema.

Cornell Alliance for Science / 3 de agosto de 2019.- Aunque los europeos son ampliamente considerados como incondicionales opositores a los transgénicos, una nueva encuesta revela que apenas les importa este tema.

En cambio, los europeos de hoy están más preocupados por el uso indebido de antibióticos, hormonas y esteroides en animales de granja (44%), residuos de pesticidas en los alimentos (39%), contaminantes ambientales en el pescado, la carne o los lácteos (37%) y aditivos alimentarios como colorantes, saborizantes y conservantes (36%).

Solo el 27% eligió los organismos genéticamente modificados (OGMs o transgénicos) de una lista de 15 posibles preocupaciones de seguridad alimentaria, una disminución sustancial del 66% que seleccionó esa opción en 2010, la última vez que se realizó una encuesta de seguridad alimentaria de la Unión Europea (UE). Los OGMs cayeron del número cuatro en la lista de 2010 al número ocho en la encuesta más reciente.

El informe, realizado por la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA) para obtener información sobre el interés general de los europeos en la seguridad alimentaria, desmintió la narración que se repite a menudo de que el 90% de los europeos se oponen a los alimentos transgénicos. Los resultados mostraron significativamente menos preocupaciones sobre los OGMs en cada uno de los 28 estados miembros de la UE.

[Recomendado: La principal razón de la oposición a los cultivos transgénicos sería el desconocimiento]

“Han pasado casi 10 años desde la última encuesta a nivel de la UE sobre este tema”, dijo el Dr. Bernhard Url, director ejecutivo de EFSA, en un comunicado de prensa publicado sobre el informe. “La sociedad ha cambiado mucho en este tiempo y la forma en que producimos y consumimos alimentos también ha evolucionado”.

La EFSA señaló que a medida que las preocupaciones de los europeos sobre los OGMs parecen haber disminuido, han surgido nuevas preocupaciones, como los microplásticos.

La preocupación por los OGMs en el Reino Unido ha estado disminuyendo constantemente desde 2005. Se ha debatido que el Reino Unido puede aliviar las restricciones sobre el cultivo de OGMs y las importaciones de alimentos cuando abandone la UE en octubre.

[Recomendado: Generación Millennial del Reino Unido apoya el uso de cultivos genéticamente modificados y nuevas tecnologías agrícolas]

La edición del genoma apenas está en el radar, ya que solo el 22% expresa su conocimiento de la nueva tecnología y solo el 4% la elige como su principal preocupación de seguridad alimentaria. Esto podría deberse en parte al hecho de que muy pocos productos editados genéticamente han ingresado al suministro de alimentos.

Otros hallazgos notables incluyen: los factores más importantes para los europeos cuando compran alimentos son de dónde provienen (53%), costo (51%), inocuidad de los alimentos (50%) y sabor (49%). El contenido de nutrientes se considera un poco menos importante (44%), mientras que la ética y las creencias (por ejemplo, consideraciones de bienestar animal, preocupaciones ambientales o religión) tienen la menor importancia (19%).

Con respecto a la sociodemografía, las mujeres son más propensas que los hombres a decir que están interesadas en el tema de la seguridad alimentaria (44% frente a 38%) y los encuestados más jóvenes están menos interesados ​​que los encuestados mayores (33% de 15 a 24 años) en comparación con el 42-43% en los grupos de mayor edad). Aquellos que tienen dificultades para pagar facturas nunca o casi nunca tienen más probabilidades de estar interesados ​​en el tema que aquellos que tienen dificultades de vez en cuando o la mayoría de las veces (45% frente a 34%).

[Recomendado: A menor educación científica, mayor temor injustificado a transgénicos y “químicos” en la comida]

La encuesta también reveló que el 55% de los europeos son muy conscientes de los problemas de seguridad alimentaria, y dos tercios, predominantemente mujeres, han alterado su comportamiento después de recibir información sobre el tema.

La televisión es la principal fuente de información sobre los riesgos alimentarios para el 70% de todos los europeos. Para las personas más jóvenes, las redes sociales son la segunda fuente más importante (45% de las personas entre 15 y 24 años), mientras que las personas mayores recurren a los periódicos (46%) y la radio (30%).

Sin embargo, la mayoría de los europeos tienen una comprensión limitada de cómo funciona el sistema de seguridad alimentaria de la UE. Solo el 43% sabe que existen regulaciones para garantizar la inocuidad de los alimentos, y solo el 28% sabe que la UE se basa en el asesoramiento científico para evaluar los riesgos alimentarios.

Aún así, la encuesta encontró que los científicos son la fuente más confiable (82%) de información sobre los riesgos alimentarios, seguidos por las organizaciones de consumidores (79%), los agricultores (69%), las autoridades nacionales (60%), las instituciones de la UE (58%), ONGs (56%), periodistas (50%), supermercados y restaurantes (43%), industrias alimentarias (36%) y celebridades, blogueros e influyentes (19%).

El hecho de que haya una gran confianza en los científicos es alentador“, afirmó Url. “Podemos aumentar aún más la confianza de los europeos en sus alimentos si escuchamos mejor sus preocupaciones y mejoramos las oportunidades de diálogo, para que comprendan mejor la contribución que la ciencia hace al sistema de la UE“.

La encuesta incluyó a unas 27,655 personas que representan diferentes grupos sociales y demográficos que fueron encuestados en entrevistas personales realizadas en sus hogares utilizando su idioma nativo.

Compartir
Artículos relacionados
Tomates mejorados con más antioxidantes
Consorcio internacional logra descifrar el genoma del garbanzo
Cuba confirma que produce cultivos transgénicos para alimentación animal

Comments are closed.