Chilebio Noticias

Estudio concluye que la producción de maíz transgénico en Chile tendría un impacto ambiental y económico positivo para el país

En Chile se permite y está regulada la producción de semillas de cultivos transgénicas con fines de exportación, pero no existe un marco regulatorio para el cultivo y producción comercial nacional, producción animal o consumo humano directo; sin embargo, se admite la internación de granos y alimentos derivados de cultivos transgénicos desde otros países sin restricciones. La realidad actual en Chile muestra que la adopción de estos cultivos no está pasando por una decisión de los agricultores, si no que requiere un consenso de muchos organismos del país.

Por lo anterior, investigadores de la Universidad de Talca en Chile, liderados por el Doctor José Díaz Osorio, se plantearon investigar sobre la potencial liberación de cultivos transgénicos en Chile y analizar el impacto ambiental y económico que llegaría a tener esta decisión.

De esta manera, se crearon escenarios hipotéticos de producción de maíz con semillas genéticamente modificadas, recurriendo a la información de agricultores y profesionales chilenos que trabajan en producción de semillas, además de la experiencia internacional en este tema. Se analizaron maíces con diferentes características modificadas: i) maíz resistente a insectos (maíz Bt); ii) maíz tolerante a herbicidas (maíz RR), y; iii) maíz resistente a insectos y tolerante a herbicidas (maíz Bt+RR).

En los tres análisis se logró deducir que existirían beneficios para los agricultores ya que les permitiría aumentar los ingresos entre 20 y 76 dólares por hectárea dependiendo de la característica modificada.

Por su parte, y dependiendo de la característica modificada, la adopción de maíz transgénico en Chile aportaría importantes beneficios ambientales ya que reduciría hasta 16 litros el consumo de diesel, con lo cual se dejarían de producir 42.5 Kg CO2 por cada hectárea de maíz producido. Para el caso de uso de agroquímicos, la semilla de maíz RR no presenta beneficios en reducción de Kg de ingrediente activo aplicado, pero la semillas Bt y Bt+RR presentarían una reducción de 37,6% y 40,2% respectivamente.

Puedes acceder al artículo completo publicado en la revista Economía Agraria en el siguiente enlace

http://www.aeachile.cl/docs/r16/REA_2012_04.pdf

Compartir
Artículos relacionados
Paraguay autoriza por primera vez la siembra comercial de maíz transgénico
La naranja dorada: el caso de otro transgénico de oro
Prohibir los cultivos transgénicos aumentaría precios de los alimentos e impacto ambiental

Comments are closed.